Fandom

Wikihammer 40k

Traevelliath Sliscus

7.592páginas en
el wiki}}
Crear una página
Comentarios0 Share

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

PortalBildDarkEldar.jpg Las Cábalas de Commorragh vigilan este artículo mientras siguen buscando esclavos. Pulsa sobre su emblema para acceder a los secretos de los Eldars Oscuros o tu dolor no tendrá final...

Sigue leyendo... Tu alma ya es nuestra...

Icono de esbozo Por orden de su Santísima Majestad, el Dios-Emperador de Terra. La Sagrada Inquisición declara este artículo En Construcción por nuestros escribas. Si encuentra algún problema o falta de devoción por su parte, notifíquelo, un acólito del Ordo Hereticus estará encantado de investigarlo.
CorsarioEldar.jpg

Traevelliath Sliscus

El Duque Traevelliath Sliscus, conocido como Sliscus la Serpiente, es el líder Eldar Oscuro de los Corsarios Eldars conocidos como los Serpientes Estelares.

HistoriaEditar

Las Flotas Corsarias Eldars que asolan el mar de estrellas son tan variadas como los propios planetas que saquean. Algunas obedecen códigos de honor, mientras que otras son completamente despiadadas e inmorales. El Duque Traevelliath Sliscus es el más caprichoso de todos ellos. No le duelen prendas en poner en peligro a toda su flota: eso significa la posibilidad de destruir a una nave capitana enemiga de manera estilosa y espectacular, pues según él mismo dice, "nadie recuerda a los que no se la juegan". Su armada de piratas le sigue con una fidelidad total, sabedores de que, más allá de las manías y excentricidades de Sliscus, es un líder excepcional que ha propiciado la aniquilación de flotas enemigas enteras.

Dice la leyenda que el Duque se cansó de las constantes luchas políticas de Commorragh, por lo que decidió abandonarla, y no precisamente en silencio. Reclutando a una camarilla de capitanes de su misma mentalidad, supo esperar hasta que Commorragh se sumió de nuevo en el caos de una de sus habituales guerras civiles, y entonces ejecutó un golpe increíblemente audaz: se apropió a la vez de tres naves insignia de tres Cábalas distintas, y con ellas se abrió camino a sangre y fuego fuera de los puertos astronavales de Commorragh. Los tres Arcontes que habían sufrido la humillación de perder sus preciadas naves fueron presa de una ira incandescente, pero para cuando quisieron reaccionar ya era demasiado tarde: Sliscus había escapado hacia el vacío espacial, para nunca más volver.

Sliscus, un intenso megalómano, ha sido el comandante en jefe de los Serpientes Estelares durante muchos miles de años, y está convencido de haberse ganado el derecho a gobernar las estrellas. Lo cierto es que, aunque se le conoce por más de un centenar de nombres y títulos diferentes, su reputación se ha extendido desde Alfa Prime hasta el cinturón de Omegon. Sliscus es famoso, ante todo, por su personalidad impredecible. Puede mostrarse extremadamente encantador y carismático, y al siguiente instante transformarse en un despiadado energúmeno, con una incontenible sed de sangre y dolor. En cada ocasión, fue descrito por la Dama Aurelia Malys como "amoral, vil, despreciable... y con un gusto impecable en el vestir, por cierto".

Una anécdota famosa, que ayuda a comprender mejor la personalidad de Sliscus, es la de aquella vez en la que el Gobernador de una colmena humana le envió un emisario para rogar clemencia, y el Duque accedió amablemente a parlamentar con él, sólo para acabar ordenando la ejecución de todos los nobles de dicha colmena cuando el emisario pronunció mal el nombre del Duque. Este hábito de pasar de la sonrisa conciliadora a la furia homicida en cuestión de segundos es lo que le ha granjeado el apodo de "la Serpiente", un epíteto que Sliscus encuentra irónicamente divertido. De hecho, el Duque es mucho más peligroso que cualquier bestia, venenosa o no, por lo que dice que son las serpientes las que deberían apodarse de su nombre, y no al revés. De todos modos, pese a estas demostraciones de sentido del humor, sus consejeros más cercanos creen que Sliscus disfruta más que nada con las miradas de desesperación ce sus víctimas cuando finalmente se dan cuenta de que su corazón no tiene ni un átomo de misericordia; ese momento "mágico" en el cual el alivio es reemplazado por el más abyecto terror.

Los comportamientos y el aspecto de Sliscus se han vuelto más y más extraños con el paso del tiempo, ya que todo poder ilimitado e incontrolado acaba pasando factura. Su piel de alabastro es casi translúcida, pues ha ordenado a sus concubinas que le froten todo el cuerpo tras cualquier encuentro o reunión en la que haya tenido que compartir el mismo aire que un miembro de una especie inferior. Además, nunca lleva la misma ropa dos veces, y cada nueva vestimenta incorpora de un modo u otro varios de los restos del último enemigo al que ha abatido. Siempre come comida envenenada, a fin de desarrollar inmunidad hacia las toxinas. Cuando se siente especialmente lánguido o pensativo, gusta de grabar poemas épicos en la carne de sus prisioneros. Su estandarte personal está hecho con la piel despellejada del Lord Almirante de Bakka, cuya Fortaleza del Segmentum y vastas fuerzas navales le sirvieron de poco contra las tácticas de sabotaje e infiltración de Sliscus.

El Duque sigue siendo una figura extremadamente popular entre los Eldars Oscuros, y un campeón de aquellos que en un momento u otro se han visto obligados a exiliarse de la Ciudad Siniestra. El trío de naves insignia de las que se apropió en su día viaja acompañado de una flotilla de cruceros, fragatas y demás naves de Corsarios Eldars que se han unido espontáneamente bajo su estandarte, y por supuesto Sliscus no hace nada por disuadirlos, pues son aliados que le vendrán muy bien cuando lleguen tiempos duros, en los que la serpiente se vea obligada a sacar sus colmillos. Mientras tanto, el Duque sigue llevando a cabo sus incursiones sub-orbitales contra los ricos y los privilegiados, y con cada nueva matanza su leyenda crece más y más.

ArmamentoEditar

El Duque Sliscus va a la batalla armado con una armadura fantasma, una pistola bláster, una espiral de sombras, granadas de plasma y psicofármacos de combate. Siempre va acompañado de una unidad de Legítimos armados con armas cristalinas especialmente venenosas, conocidos como el Mordisco de la Serpiente. Además, gracias a su incomparable capacidad para acceder a toxinas robadas de cualquier punto de la galaxia, puede garantizar que sus aliados dispongan de los mejores psicofármacos.

FuentesEditar

  • Codex: Eldars Oscuros (5ª Edición).

Spotlights de otros wikis

Wiki al azar