FANDOM


Malborus mascota guardia transparente El Sargento Marlborus Deliar defenderá este artículo con sangre, acero y fe, hasta que se quede sin lho. ¡Pulsa sobre su pictocaptura si no quieres ser su próximo "voluntario" para limpiar campos de minas!

¡Sigue leyendo! ¡Sólo los cobardes retroceden a mitad de artículo!


Soldado Vostroyano con Lanzallamas

Soldado vostroyano armado con lanzallamas y máscara de respiración

Los Primeros Nacidos Vostroyanos son regimientos de la Guardia Imperial reclutados del planeta Vostroya.

HistoriaEditar

Vostroya es la cuna de los Primeros Nacidos Vostroyanos, un planeta en el que miles de chimeneas humeantes escupen nubes tóxicas de productos contaminantes por los aires y hornos industriales de tamaño inconmensurable albergan millones de trabajadores. Estos edificios recubiertos de hollín son el único lugar en el que uno puede disfrutar de un poco de calor en este gélido planeta. Son oasis asfixiantes de luz y calidez en la eterna penumbra helada, y pocos se alejan de los manufactorums sin razón.

Vostroya fue colonizada hace mucho tiempo, cuando la Humanidad dominaba las estrellas. Durante la Era de los Conflictos y la crisis del imperio galáctico, Vostroya juró lealtad a los servidores del Dios Máquina que gobiernan en Marte. Se encuentra bajo el control de los Tecnotriarcas, un misterioso comité de administradores del Adeptus Mechanicus y del gobierno planetario imperial tradicional cuyo deber principal consiste en garantizar que siempre se paguen los diezmos y las cuotas de producción impuestos a los vostroyanos.

Desde los tiempos de la Gran Cruzada, Vostroya ha actuado como un mundo industrial para suministrar armas y munición a los ejércitos del Imperio. Cuando la Gran Cruzada del Emperador conquistó toda la galaxia, los vastos manufactorums de Vostroya abastecieron a los innumerables ejércitos de la Humanidad. En los diez mil años posteriores a la Cruzada, los vostroyanos han continuado cumpliendo con la misma tarea, viviendo y muriendo en las líneas de producción y cumpliendo con el interminable calendario de fabricación y montaje.

Según la Ofrenda de los Primeros Nacidos, el hijo primogénito de cada familia debe alistarse en los regimientos vostroyanos. No hay excepciones a esta ley, que cumplen incondicionalmente incluso los Tecnotriarcas y las familias nobles de más alta alcurnia. Para la mayoría de vostroyanos es todo un honor unirse a los Primeros Nacidos, pues este pueblo considera de suma importancia el pago de la deuda contraída con el Emperador milenios atrás.

La Gran CruzadaEditar

Portaestandarte vostroyano

Portaestandarte vostroyano

El origen del gran deshonor que pesa sobre Vostroya se remonta a una época de tiempos lejanos, cuando el Emperador de la Humanidad caminaba por las estrellas y su Imperio se vio sacudido por la Herejía de Horus. Cuando las Legiones Traidoras del Señor de la Guerra se dirigieron hacia Terra tiñendo de sangre su camino, el Emperador solicitó a los Tecnotriarcas de Vostroya formar regimientos de soldados con los que luchar contra Horus. Todos los obreros que trabajaban sin descanso en los altos hornos de Vostroya estaban entregados al máximo en un inmenso esfuerzo de producción y los Tecnotriarcas consideraron que un sacrificio de mano de obra de aquellas características iba a imposibilitar cumplir con las cuotas de producción, por lo que alegaron que sería más útil asignar la gente de Vostroya a la manufactura de armamento que a su manejo y, por lo tanto, los Tecnotriarcas rechazaron muy a su pesar la petición del Emperador.

Este hecho podría haber pasado perfectamente desapercibido, pues el furor de la guerra destruyó muchos documentos, sin embargo, por desgracia, a la gente de Vostroya no le fue concedida la gracia de tal anonimato. Cuando la Herejía terminó y los Defensores Exactor Tributii empezaron a hacer el recuento de los costes, salió a relucir la negativa de Vostroya a tomar las armas y se exigió a los Tecnotriarcas dar cuenta de ello, tarea que Roboute Guilliman, el Primarca de los Ultramarines, se encargó de supervisar personalmente. Al verse ante la cólera del Primarca de los Ultramarines, el pueblo de Vostroya presionó a los Tecnotriarcas para que negociaran un acuerdo que les permitiera compensar su presunta deslealtad y estos suplicaron que se les concediese la oportunidad de compensar su decisión. Roboute les avisó de que su penitencia podría no terminar nunca, pero a pesar de declarar unos términos tan penosos para la conmutación de los vostroyanos, los Tecnotriarcas aceptaron de buena gana. Y así fue como se formaron los primeros regimientos de Primeros Nacidos.

La deudaEditar

Vostroyanos

Regimiento vostroyano.

La propuesta que acordaron Guilliman y los Tecnotriarcas era simple, pero ha condicionado la sociedad vostroyana desde entonces. Para pagar su deuda con el Emperador, los vostroyanos llevan diez mil años ofreciendo al primogénito de cada familia al servicio militar en la Guardia Imperial. Al contrario que otros regimientos de la Guardia Imperial que se reclutan en masa, los Primeros Nacidos reciben una entrada regular de reclutas de su mundo natal. Para los vostroyanos, es una cuestión de gran prestigio que los regimientos de primeros nacidos lleven existiendo desde el día de su creación.

Por su parte, el planeta Vostroya continúa trabajando sin descanso para cumplir con las cuotas de producción de su amos del Adeptus Mechanicus, solo que ahora el pago de la deuda contraída con el Emperador tiene prioridad. Junto a cada una de las miles de manufactorums que existen en la superficie del planeta hay un taller sagrado en el que se producen las armas y el equipo militar de los Primeros Nacidos. De todo obrero de Vostroya se espera que dedique una hora de cada diez al mantenimiento de los Primeros Nacidos. Los vostroyanos no dudan en sacrificar su tiempo con gran estoicismo y el armamento que producen es siempre de la máxima calidad, pues los Primeros Nacidos son sus hijos y hermanos, aparte de su única esperanza de redención. En lugar del armamento utilitario del resto de regimientos de la Guardia Imperial, utilizan fustas talladas a mano engarzadas con metales preciosos y cañones de precisión grabados a mano. Todos los objetos de equipo de los vostroyanos son obras de arte, y en su construcción se depositan las esperanzas de todo un mundo.

El honor de llevar el estandarte del regimiento solo lo posee el soldado más valiente y es frecuente que se hagan duelos y competiciones por ver qué soldado es el que merece llevar el estandarte. Los portaestandarte lucen con orgullo las cicatrices obtenidas en combates mientras alzan alto el estandarte.

Muchos de los oficiales llevan implantes biónicos otorgados por el Adeptus Mechanicus. Los uniformes de los Primeros Nacidos son rojos, expresando así su lealtad hacia Marte.

La Guardia Imperial de VostroyaEditar

Gi vostroyanos frente batalla

Frente de batalla

Debido al inhóspito clima de Vostroya, los Primeros Nacidos se entrenan en las condiciones más adversas. Entre las astas esqueléticas que sobresalen de los almacenes medio derrumbados y el viento que aúlla por callejones recubiertos de herrumbre, los Primeros Nacidos aprenden las habilidades del combate cuerpo a cuerpo y efectúan ejercicios de disparo muy estrictos. Algunos no sobreviven a un régimen tan duro, pero los que lo consiguen se enorgullecen de formar parte de uno de los mejores regimientos de la Guardia Imperial. El antiguo pacto con el Emperador los impulsa a seguir adelante y les inculca una tozudez, una valentía y una fortaleza que apenas puede encontrarse fuera del Adeptus Astartes.

Al contrario de la norma imperante en la Guardia Imperial, las levas nuevas se utilizan para reforzar los regimientos presentes en el campo de batalla. Es algo que no siempre resulta fácil de organizar, pero garantiza que los regimientos vostroyanos sigan siempre al máximo de su potencial y contengan una alta tasa de guerreros veteranos. Una consecuencia de este método de refuerzos es que los Primeros Nacidos se consideran una hermandad de guerreros y se enorgullecen de entrenar a los reclutas según sus propios y exigentes estándares. De hecho, cuesta imaginar un regimiento con un lazo fraternal más fuerte que el de estos soldados.

En el cuadragésimo primer milenio, los detalles de la historia de Vostroya ya hace tiempo que se perdieron en los anales de la historia, oscurecidos por el velo de la ignorancia y las mentiras que ocultan a las masas la verdad de la Herejía de Horus. A pesar de la ofuscación de estos tiempos, persiste el vago recuerdo de que los vostroyanos no prestaron la ayuda que el Emperador requería en un momento de necesidad. Prácticamente nadie recuerda toda la verdad acerca de aquellos acontecimientos, pero todos los vostroyanos son conscientes del error de sus antepasados. Los comandantes de la Guardia Imperial que tienen alguna pista de la verdad se apresuran a recordárselo a todo miembro de los Primeros Nacidos que tengan a sus órdenes, y para los soldados y ciudadanos de Vostroya representa una mancha en su reputación que tratan de expurgar trabajando y luchando sin descanso.

Apariencia y uniformeEditar

Vostroyan6

Médico de combate de los Primeros Nacidos Vostroyanos.

Al estar alejados del control centralizado del Imperio, los soldados y oficiales vostroyanos conservan una apariencia muy arcaica comparada con la del resto de la Guardia Imperial. Sus armas se pasan de Primer Nacido en Primer Nacido y suelen tener más valor que las vidas de los Guardias Imperiales que las portan. Los Primeros Nacidos usan rifles largos y muy ornamentados, y los oficiales les acoplan hachas. Los portaestandartes blanden antiguos sables y dagas tribales, y se hacen cicatrices rituales en el pecho.

Armamento y equipoEditar

Los Primeros Nacidos Vostroyanos prefieren usar bólteres pesados y rifles de plasma. Su modelo de rifle láser, producido en la misma Vostroya, es conocido por sus finos detalles artesanales.

Miembros destacadosEditar

  • Lord Mariscal Graf Toschenko.
  • Coronel Maxim Kabanov.

GaleríaEditar

FuentesEditar

Extraído y traducido parcialmente de Lexicanum Inglés.

  • White Dwarf nº 317 (Edición inglesa).
  • Caída de Medusa V (folleto).
  • Campaña Mundial de Medusa V.
  • Warhammer 40,000: Muerte en las Calles.
  • Codex: Guardia Imperial (5ª Edición).
  • Rebel Winter, por Steve Parker.