Fandom

Wikihammer 40k

Numen, el Sendero de la Luz

7.592páginas en
el wiki}}
Crear una página
Comentarios0 Share

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

Mecanicus.png

El Adepto Sabiondus, mascota del Imperio del Hombre, protege este saber; pues es parte del Omnissiah. Pulsa sobre él para aprender más sobre los dominios del Emperador.

El Omnissiah sabe todo, comprende todo. Tus visitas honran al Dios Máquina.

Numen BN.jpg

Cuando se vio que la conspiración de la Ordo Hydra podía terminar mal por la impaciencia de un sector de los Illuminati más radicales, se decidió usar otro plan para acabar de un golpe con la Hydra y salvar a la Humanidad. Ese plan era crear una nueva entidad capaz de derrotar al Caos. A esa entidad, benévola y radiante, se la llamó Numen, el Sendero de la Luz.

El Numen está en un estado embrionario y si la Hydra llegara a completarse nunca nacería ese nuevo poder disforme. Sabedores de que si nacía la Hydra la caída de los humanos dejaría en ridículo a la de los Eldars, y no habría un nuevo Ojo del Terror sino que toda la galaxia conocida sería engullida por la Disformidad, se trazó un contra-plan.

Con ese plan en mente, los Illuminatis anti-Hydra empezaron a buscar a unos seres misteriosos, psíquicamente plenos e inmortales (esto es cuestionable, ya que muchos son cazados por la Inquisición por considerarlos herejes): los hijos carnales del Emperador, los Sensei. El Emperador había tenido hijos e hijas con mujeres normales, pero ni el Emperador sabía quienes eran (incluso desconocía que los tuviera), ni los Sensei sabían quién era su padre. Comparten sus genes y son como fragmentos del poder del Emperador dispersos por toda la galaxia. Muchas leyendas circulaban sobre ellos y eran los protagonistas de muchos cuentos y leyendas de héroes solitarios, inmortales que luchaban contra el mal y la opresión: El Capitán Eterno, el Inquisidor Errante. La Inquisición buscaba a estos mutantes, unos considerándolos unos mutantes muy peligrosos por sus poderes a los que había que exterminar y otros considerándolos peligrosos pero útiles y los capturaban para estudiarlos y sacarles el secreto de la Inmortalidad (Proyecto Eternidad). Los Illuminati contrarios a la Hydra los buscaban para protegerlos y esconderlos, llegando a enfrentarse abiertamente a otras ramas de la Inquisición y a los Illuminatis pro-Hydra, que sospechaban de sus intenciones. Los Illuminati anti-Hydra los buscan por toda la galaxia (cosa nada fácil al ser muy difíciles de rastrear), les cuentan la verdad de sus orígenes y los preparan para convertirse en un grupo de élite que estará listo para la acción en cuanto el cuerpo inmortal del Emperador ya no pueda más y el Caos esté a punto de engullir a la Humanidad: la Orden de los Iluminados Caballeros Sensei. El Emperador nunca deberá saber de su existencia pues su atención, centrada en defender la Galaxia del Caos, se desviaría y el Caos podría abortar el nacimiento del Numen. Cuando llegue el momento justo y el Emperador se apague, los Caballeros Sensei saldrán a escena, pero no para combatir. Los Illuminatis anti-hydra, jugando su baza más secreta, los sacrificarán a todos y con la liberación simultánea del alma del Emperador y de la de sus hijos se formará el Numen y entonces la Galaxia será libre del Caos.

Fuentes Editar

  • Draco, por Ian Watson.
  • Arlequín, por Ian Watson.
  • Hijo del Caos, por Ian Watson.

Spotlights de otros wikis

Wiki al azar