Fandom

Wikihammer 40k

Lobos de Fenris

7.596páginas en
el wiki}}
Crear una página
Comentarios0 Compartir

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

Bulldog.png El Sargento Guillermito, mascota de los Marines Espaciales, tiene el honor de patrocinar este espacio por orden del Capellán Cassius de los Ultramarines. ¡Pulsa sobre él y te acompañará a una Cruzada épica!

¡Lee más! ¡Sin piedad, sin remordimientos, sin miedo!

Scouting Party by MajesticChicken.jpg

Una manada de Lobos de Fenris acompaña a un Lobo Espacial.

El enorme Lobo de Fenris es un temible depredador semi-inteligente, y un símbolo permanente del gélido planeta natal del Capítulo de Marines Espaciales de los Lobos Espaciales, Fenris.

Los Astartes de los Lobos Espaciales, siguiendo una antigua tradición iniciada por su Primarca Leman Russ, a menudo forman lazos de amistad con el lobo de Fenris que logran domar (tanto como un ser auténticamente salvaje puede ser domado). Los Lobos de Fenris lucharán ferozmente al lado de su amo en contra de cualquiera de sus enemigos y ciertas razas de estas bestias son lo suficientemente grandes que pueden incluso ser montadas como una forma de caballería de combate.

HistoriaEditar

Thunderwolf Wikihammer 40K.jpg

El terrorífico Lobo de Trueno.

Los Lobos de Fenris se encuentran entre los depredadores más feroces conocidos en la Galaxia. Muchos ignoran la diversidad de especies de Lobos que existen en Fenris, pero van desde el común pero mortal Lobo de Fenris al descomunal Lobo Melena Negra, pasando por el infame Lobo de Trueno que merodea por los casquetes polares del norte. Las leyendas hablan de criaturas aún más grandes todavía, cuyas mandíbulas son capaces de triturar la ceramita, y cuyos dientes son tan grandes como el tronco de un árbol. Estas criaturas vagan por las vastas extensiones de Asaheim y las tundras inhóspitas que rodean las faldas de las montañas de Fangard, sobre cuyos picos destaca la inmensa Fortaleza-Monasterio del Capítulo de los Lobos Espaciales, El Colmillo. Se dice que los Lobos de Fenris son bastante más inteligentes que los lobos terranos ordinarios. También se dice que son guiados por un Gran Rey de su especie, un lobo negro que es más oscuro que la noche y tan grande como una montaña, llamado Kjarg, el Rey de los Lobos.

Cuentan las leyendas tribales de Fenris que el Primarca de los Lobos Espaciales, Leman Russ, venció y domesticó a las grandes manadas de Lobos de todo el continente de Asaheim. También cuentan cómo derribó al titánico Lobo de Dos Cabezas, Morkai, y lo convirtió en el Guardián de la Puerta de la Muerte, una tarea que Morkai ha realizado desde entonces. Hay muchas canciones que cuentan las historias de cómo Russ luchó contra los secuaces de Morkai y los fue desterrando a cada uno. El Lobo del Trueno fue uno de los lobos más antiguos a los que Russ venció. Tan grande era que su gruñido sonaba como el trueno y el destello de sus colmillos brillaba como el rayo, pero Russ era más fuerte y aún más temible. El Lobo del Trueno huyó frente a Russ, y sigue haciéndolo hasta hoy, rodeando por siempre Fenris. Todavía se le puede observar como una constelación en el cielo nocturno, huyendo a través de los cielos. El más terrible de todos era Melena Negra, un terrorífico gigante con piel de color tan oscuro como las mismísimas sombras, también conocido como el Aullador de la Noche, cuyo largo lamento puede levantar a los muertos de sus tumbas. Russ luchó contra Melena Negra y lo mató, convirtiendo su piel en un manto mágico que le permitiría pasar más allá de la Puerta de la Muerte y regresar cuando su pueblo lo necesitara.

Lobos de fenris warhammer 40k.jpg

Manada de Lobos de Fenris.

La coloración del pelaje de los Lobos de Fenris varía desde un gris o blanco moteado al negro más oscuro. Tienen grandes y peludas melenas y poseen poderosos lomos y unos dientes hiperdesarrollados tan duros como el acero. Los Lobos de Fenris se agrupan en manadas, obedeciendo el orden natural de ciertos mamíferos depredadores, cazando en grupo y, de forma instintiva, son obedientes al más grande y feroz de su grupo que actúa como macho alfa de la manada.

Son estos machos alfa los que guían a las manadas de Lobos de Fenris, tomando decisiones, enfrentándose a las amenazas externas y a los desafíos a su posición, y disfrutando de los beneficios de obtener las primicias de los restos de las presas cazadas y el derecho de aparearse con las hembras de la manada. Los hombres salvajes de las tribus humanas de Fenris honran la posición del macho alfa, tratando de emular las costumbres de estas criaturas en su propia sociedad. Dar caza a una manada de estos animales feroces y sobrenaturales, matando a una de estas criaturas legendarias, armado con nada más que el ingenio, se considera una gran hazaña. Para los hermanos de batalla del Capítulo de los Lobos Espaciales, este ritual es conocido como la Caza Solitaria.

Manada de Fenris y Escuadra Wikihammer 40k.png

Escuadra de Lobos Espaciales, acompañada por una manada de Lobos de Fenris comunes.

Si el Hermano de Batalla lograra matar al macho alfa de la manada, el resto de los Lobos instintivamente tratará al Astartes como su nuevo macho alfa. Cuando el Hermano de Batalla regresa al Colmillo, lo hace en compañía de su manada de Lobos de Fenris. Muchos de estos miembros de la manada forman lazos estrechos y desde ese momento en adelante luchan al lado de su amo hasta que uno de los dos o ambos mueran en la batalla. Tal es el vínculo entre los Astartes y los Lobos de Fenris, que si una de las bestias queda gravemente herida en batalla, los Sacerdotes de Hierro del Capítulo la mejorarán cibernéticamente con implantes biónicos para que pueda vivir y luchar otro día.

Lobos de Fenris como aliadosEditar

Lobo Espacial y Lobo de Fenris Wikihammer 40k.jpg

Lobo de Fenris acompañando a un Hermano de Batalla durante su caza de Tiranidos.

Los Lobos de Fenris son animales simples, increíblemente brutales, leales sólo a su amo y despiadados contra sus enemigos. Como siervos, los Lobos acompañarán al Hermano de Batalla a donde quiera que vaya, gemirá si se le obliga a quedarse atrás, y atacará a sus enemigos con un solo gesto o una sola palabra. Los Lobos de Fenris ayudan de muchas maneras a los Lobos Espaciales durante la batalla. Su gran velocidad les convierte en una eficaz unidad de flanqueo, perfecta para hostigar a los enemigos de los Lobos Espaciales, tantear sus defensas y acabar con las unidades enemigas más pequeñas. También debido a su gran velocidad y agilidad, se emplean como distracciones de movimiento rápido en la línea principal de batalla, que dejan a los oponentes de los Lobos Espaciales intentando adivinar cual será su próximo movimiento. También pueden mantenerse lealmente al lado del Hermano de Batalla si este llega a caer, protegiendo su cuerpo e incluso tirando de él hacia una zona mas segura. Los Lobos de Fenris están esencialmente vinculados al Capítulo de los Lobos Espaciales, siendo a menudo un punto de discrepancia y fricción con los Hermanos de Batalla de otros Capítulos, especialmente con aquellos que tienen que meterse en un Rhino e ir apretados junto al Lobo, o sufrir de su constante jadeo y resuello durante una sesión informativa táctica.

Tipologías de Lobos de Fenris Editar

  • Melena Negra Wikihammer 40k.jpg

    Canis Nacido-Lobo junto a Fangir, cargando a la batalla.

    Lobo de Fenris Común - El Lobo de Fenris Común es un mamífero lupino más grande que otros depredadores normales, pero no es menos letal que sus primos más grandes.
  • Lobo Melena Negra - Similar en anatomía con la variedad más común de Lobo de Fenris, el Lobo Melena Negra es tan alto y musculoso como un caballo de batalla medieval. Sus cabezas son proporcionalmente más grandes y sus dientes son aún más pronunciadas. Se dice que sus mandíbulas pueden ejercer tan aplastante presión como los de un tiburón de hielo, y que son capaces de cazar a una gran presa a través de las tormentas de nieve más fuertes del invierno. Estas formidables criaturas sólo se ven en la oscuridad del invierno fenrisiano, cuando las manadas descienden desde las montañas hasta las tierras bajas a alimentarse donde viven las tribus bárbaras de Fenris, dejando a su paso poco más que pedazos desgarrados de huesos ensangrentados. Famosamente indomables, sólo los Señores Lobo más célebres de los Lobos Espaciales llevan a la batalla junto a ellos a estas feroces bestias. Según las leyendas de Fenris, los Lobos Melena Negra sirven en la otra vida como los esbirros de Morkai, el guardián de dos cabezas de las Puertas de la Muerte. Se cree que cualquier mortal que cruza a la otra vida con un Lobo Melena Negra a su lado nunca morirá realmente.
  • Lobo Cibernético - Los Lobos Cibernéticos son creados a partir de Lobos de Fenris gravemente heridos, compañeros de manada que han sido cibernéticamente mejorados por los Sacerdotes de Hierro del Capítulo, para continuar sirviendo junto a sus amos más allá del punto de la muerte. Estos lupinos aliados van a menudo acompañando los Sacerdotes de Hierro a la batalla.
Lobo Trueno Warhammer 40K.jpg

El avance glorioso de la legendaria Caballería Lobo de Trueno.

  • Lobo de Trueno - El legendario Lobo de Trueno es sin duda el máximo depredador en los gélidos dominios de la cima del mundo, que habita en los mismísimos casquetes polares del norte de Fenris, haciendo sus guaridas en las legendarias montañas del Maelstrom. Estas feroces criaturas son veneradas por muchas tribus de Fenris como un tótem espiritual. Criaturas solitarias, suelen atacarse unos a otros nada más verse, como si cada Lobo de Trueno luchara por ser el macho alfa del mundo entero. Físicamente, estas criaturas son verdaderamente monstruosas, pareciéndose más a un rinoceronte de la Vieja Tierra que con un canino terrano. Revestido con una lanuda y espesa capa de áspero pelaje tan duro como el acero trenzado y con mandíbulas lo bastante fuertes para roer el acero. A diferencia de sus primos más pequeños, el Lobo de Trueno no rastrea y persigue a su presa por un cierto tiempo, en lugar de eso se abalanzan sobre sus víctimas derribándolas en una terrorífica carga, asiendo así a sus desafortunadas victimas en sus gigantescas fauces, para luego despedazarlas y arrancarles la cabeza en un solo crujido con violentos golpes, moliéndolos de un solo bocado. Sólo los Lobos Espaciales tienen la constitución necesaria para poder cazar a estas temibles criaturas que rondan en las perpetuas y gélidas tormentas, cuyas ventiscas pueden despellejar a una criatura inferior. Esta es una versión extrema del ritual fenrisiano conocido como la Caza Solitaria. Se cree que se trata de un ritual de iniciación para acceder a los altos cargos de la Guardia del Lobo. La leyenda dice que los que se han unido a un Lobo de Trueno, lo hacen a un nivel espiritual y a veces, incluso, mental. Ya sea por la fuerza o por el respeto mutuo, los Lobos de Fenris menores obedecerán sus imperativos gruñidos. Estas criaturas han dado lugar a la legendaria Caballería Lobo de Trueno. Esta pequeña élite dentro de las filas de la Guardia del Lobo se ha mantenido sorprendentemente ausente de los registros oficiales del Imperio de la Humanidad. Se cree que los Lobos Espaciales mejoran a sus corceles lobunos con toda clase de mejoras cibernéticas, que incluyen feroces mandíbulas de Adamantium, siseantes pistones y extremidades metálicas que acaban en afiladas cuchillas. A pesar de que los Lobos Espaciales continúan negando que marchen a la guerra sobre estas bestias, ya que son técnicamente xenos semi-conscientes a los ojos del Imperio, los rumores abundan en todo el Sector Fenris sobre las gloriosas cargas de la Caballería Lobo de Trueno.

Lobos de Fenris famososEditar

  • Freki y Geri.jpg
    Freki y Geri - Se dice que el Primarca Leman Russ marchaba a la guerra con dos gigantescos Lobos Melena Negra a su lado, poseedores de una feroz inteligencia casi humana que se conocen como Freki y Geri, que significa "Feroz" y "Astuto" en el dialecto fenrisiano. Cuando la cápsula de gestación del infante Primarca aterrizó sobre el gélido Mundo Letal de Fenris, el sollozante niño fue adoptado por una Loba Fenrisiana y criado como su cachorro al lado de sus dos lupinos compañeros. Se cree que son los hermanos de su manada original, ya que crecieron casi al mismo tiempo, debido al crecimiento excepcionalmente rápido de Russ hacia la adultez.
  • Fangir - Fangir es un monstruoso Lobo de Trueno montado por Canis Nacido-Lobo. Se cuenta que es tan fuerte como un mastodonte y tan alto como para llegarle a los hombros a un Troll de Hielo de Fenris.
  • Yorro, Vela y Skarr - Tres lobos comunes, parientes de manada de Canis Nacido-Lobo, bestias fenrisianas que le acompañan en sus batallas.

GaleríaEditar

Controversia sobre su origenEditar

A lo largo de las novelas de La Herejía de Horus Prospero en Llamas de Dan Abnett y Los Mil Hijos de Graham McNeill, la frase de "No hay lobos en Fenris" se menciona a lo largo de estas novelas. Esta es una referencia critica dada por nada menos que el Primarca de los Mil Hijos, Magnus el Rojo acerca de la naturaleza genética en el mundo de Fenris y la secuencia genética de la Canis Helix de la semilla genética de los Lobos Espaciales. Ya se ha mencionado en varias fuentes oficiales que la Canis Helix es la responsable de los peculiares rasgos lupinos que caracterizan a los Astartes del Capítulo de los Lobos Espaciales. También se da a entender que quizá los Lobos de Fenris son de hecho Astartes cuya alteración genética se ha salido fuera de control, transformándolos en criaturas bestiales. Esto explicaría cómo y por qué estos supuestos "lobos" luchan junto a los Lobos Espaciales en la batalla y obedecen al instante a sus amos Astartes en el calor del combate, conservando quizá algún fragmento de sus antiguas vidas y su sentido del deber.

Pero esto no explica cómo los "lobos" han existido en Fenris desde antes de que los primeros Marines Espaciales de la VI Legión llegasen al planeta. Es algo generalmente sabido que en la época previa, en la que la Humanidad colonizó la Galaxia, la raza humana poseía una avanzada tecnología de diseño genético. Los primeros colonos que se instalaron en el inhóspito y helado Mundo Letal de Fenris podrían haber intentado hallar una forma de adaptarse al duro medio ambiente de su nuevo hogar, mezclando su ADN con el de los lobos terranos que estaban mejor adaptados a las condiciones árticas y a los extremos climáticos. Se podría extrapolar que esto habría proporcionado a los colonos fenrisianos una oportunidad de sobrevivir en este infernal entorno. En algunos casos, esta manipulación debió tener consecuencias imprevistas.

Quizá la primera generación de "lobos" provino de los colonos genéticamente modificados originales que degeneraron hasta que sus alteraciones genéticas se estabilizaron, dando lugar a los primeros Lobos de Fenris. Cuando la VI Legión llegó mucho después, durante la Gran Cruzada a finales del M30, y comenzó a reclutar Neófitos de entre la población fenrisiana, hubo ocasionales desestabilizaciones del delicado equilibrio que resultaron en mutaciones genéticas rampantes que generaron una nueva y más potente línea genética de Lobos de Fenris. Los Lobos de Trueno, más grandes y duros, podrían ser la descendencia genética de esos primeros Astartes, mientras que el más común Lobo de Fenris procedería de las mejoras genéticas de los colonos originales. El cruce entre las dos especies habría dado lugar al desarrollo de la raza menor de Lobos de Fenris, produciendo una población de cría viable. También se ha insinuado a lo largo de las novelas que las pieles de lobo y los fetiches portados por los Lobos Espaciales eran de hecho los restos de los descendientes de estos humanos mutados.

Si todos los fenrisianos modernos descienden de los colonos originales que intentaron mezclar sus genes con los de los lupinos y los caninos, todos los fenrisianos serían en parte lobos. El proceso por el que se crea un nuevo Lobo Espacial podría despertar estos rasgos genéticos que ya yacen durmientes en sus cuerpos, dando lugar a ojos ambarinos como los de los lobos, largos colmillos y un sentido mejorado del olfato. Pero cuando estas características se desarrollan sin control, el resultado es un crecimiento acelerado e incontrolable, apareciendo la Maldición del Wulfen del mismo modo que les habría ocurrido a los colonos originales de Fenris hace decenas de miles de años. En la novela Los Mil Hijos se menciona múltiples veces que cuando alguien lucha contra un Lobo de Fenris y mira en lo profundo de los ojos de la criatura, en ese instante tiene la horrible revelación de que está enfrentándose a algo casi... humano.

FuentesEditar

Extraído y traducido de Wikihammer 40K UK.

  • Codex: Lobos Espaciales (Ediciones 2ª, 5ª y 7ª).
  • Deathwatch: First Founding (Juego de Rol).
  • Index Astartes II.
  • Warhammer 40,000: Recopilatorio.

Spotlights de otros wikis

Wiki al azar