Fandom

Wikihammer 40k

Engendro del Caos

7.592páginas en
el wiki}}
Crear una página
Comentarios0 Share

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

Khorne medio sin fondo.png

Cerberus el Rebañacráneos, mascota de los Poderes Ruinosos, patrocina este espacio para honrar a sus demoníacos señores. Pulsa sobre él y te introducirá en los misterios del Caos.

¡Sangre para el Dios de la Sangre! ¡Visitas para los artículos del Caos!

Caos engendro del caos.jpg

Engendro del Caos

Un Engendro del Caos es una criatura mutante sin raciocinio, que una vez perteneció a una de las razas inteligentes de la galaxia y que se ha vuelto tan mutado a través de su servidumbre al Caos que él o ella ha degenerado en una abominación retorcida y demente. Los que buscan la inmortalidad y el poder a través de la conversión final en Demonio al servicio de los Poderes Ruinosos se enfrentan a la posibilidad constante de ser reducidos a Engendros del Caos, ya sea por simple acumulación de demasiadas mutaciones, por ser dejado de lado por sus patrones del Caos como algo indigno de un mayor avance debido a su fracaso constante para servir a la voluntad de los Dioses del Caos, o simplemente por carecer de las cualidades inherentes necesarias para un liderazgo exitoso sobre los demás agentes caóticos. Los miembros de una partida de guerra que se transforman en Engendros del Caos o bien son abandonados por sus antiguos camaradas o bien son mantenidos como mascotas o como carne de cañón a utilizar en la batalla junto los demás Perdidos y Condenados.

Transformación en EngendroEditar

Caos engendro foulspawn.jpg
Los poderes de la oscuridad son maestros generosos con sus siervos mortales, y un Campeón del Caos cuyos actos de culto agradan a su patrón llevará la marca de los favores de su patrón en su propia carne. Una vez que un mortal ha sido señalado de una atención especial por uno o más de los Dioses del Caos, se le concederá una de las Marcas del Caos: la marca de su Dios patrón a los Campeones que se dedican a un solo Dios en particular, o la Marca del Caos Absoluto para aquellos que adoran al caos en sus múltiples aspectos. Una vez marcado, el Campeón del Caos está indefinida e irrevocablemente condenado. A  unos pocos elegidos se les permite sacrificar su mortalidad y su alma al Caos y ascender al rango de Príncipe Demonio, y aunque esto les conceda un poder más allá de sus sueños más salvajes, seguirán siendo meros peones en un juego mayor. Muchos Campeones simplemente mueren, ya sea en combate o ante la traición de uno de sus subordinados. El tercer y menos atractivo destino es el de ser transformado en un Engendro del Caos.

Los Dioses Oscuros son generosos, pero indiferentes con sus regalos. Muchos de estos regalos tomarán la forma de mutaciones grotescas con las que el cuerpo del Campeón comenzará a tomar una forma más agradable para su Dios. Mientras que estas mutaciones son a menudo útiles, el cuerpo mortal no puede hacer frente a un cierto número de estos cambios a nivel genético y fisiológico. Una vez que se ha superado un cierto límite, la mente mortal caerá en la locura. Si la mente no puede mantener la mutación, la fuerza de voluntad tampoco podrá mantener a raya los efectos debilitantes de la exposición a la Disformidad, con lo que el cuerpo seguirá mutando cada vez más rápido hasta que todo lo que queda es una masa balbuceante de carne mutada rápidamente, aullando y silbando a través de muchas bocas que se arrastran hacia adelante con varios apéndices trenzados, quedándole sólo los más básicos instintos de matar y de supervivencia en los restos destrozados de su mente.

Spawn of Chaos by Michael Phillippi.jpg
La transformación en un Engendro del Caos se produce principalmente en aquellos Campeones del Caos que no son suficientemente apreciados por su Dios para la ascensión a Demonio, aunque este horrible destino también se aplica a los Campeones que fallan espectacularmente en el servicio de su patrón sin tener la dignidad de morir mientras lo hacen. Algunos Hechiceros del Caos también poseen la habilidad para canalizar la energía de la Disformidad directamente a los cuerpos de sus enemigos, transformándolos en Engendros del Caos en el acto. Los Engendros del Caos a menudo matan o mueren en el acto por cualquier cosa que encuentran, pero las partidas de guerra a veces consiguen reunir rebaños de Engendros del Caos para usarlos como carne de cañón y como terroríficas fuerzas de choque, simplemente dejándolos sueltos y descontrolados sobre sus oponentes.

Engendros notablesEditar

  • Foulspawn: Foulspawn es una excepción notable entre los Engendros del Caos ya que es el único engendro al cual se le concedió la inmortalidad demoníaca. El mortal que ahora se conoce como Foulspawn, antaño un mediocre paladín de Nurgle, finalmente degeneró en un Engendro del Caos de aspecto similar a una enorme rana putrefacta. Estaba dotado de muchos apéndices y una larga lengua pegajosa que usaba para atrapar a sus oponentes como moscas y engullirlas enteras. Por algún capricho del destino, consumir a sus enemigos permitía a Foulspawn mantener algo de cordura, lo que le instó a devorar selectivamente enemigos de su patrón. Esto divirtió mucho al Abuelo Nurgle, quien le elevó al rango de un Príncipe Demonio para mantener una herramienta tan entretenida intacta para el resto de la eternidad.

FuentesEditar

Extraído y traducido de Wikihammer 40K UK.

  • Codex: Marines Espaciales del Caos (Ediciones 4ª y 6ª).
  • Codex: Caos (2ª Edición).
  • Realms of Chaos: Slaves to Darkness.
  • Realms of Chaos: The Lost & the Damned.

Spotlights de otros wikis

Wiki al azar