FANDOM


Orkanova orko mascota transparente El Kapitán Orkanova ze pide ezte artíkulo p'a zakarle laz tripaz y guardarlo en zu Piedro Kongelao, porke azí ze zaka unoz piñoz p'a komprar máz dakka. ¡Dale a zu foto p'akzeder a la Kategoría Orka zi no kierez ke zuz Chikoz te uzen para praktikar puntería!

¡Allá vamoz, allá vamoz, allá vamoz! ¡Waaagh!

Dreadnought Orkos 4ª Edición ilustración

Los Dreadnoughts (Deff Dreads en inglés) de los Orkos son monstruosidades que se comportan en combate como enormes pieles verdes de metal. Se mueven hacia el enemigo entre chasquidos, agitando sus brazos movidos por pistones y rematados en sierras, garras y armas realmente grandes. Se tambalean tan rápido como sus piernas hidráulicas les permiten mientras sus berridos de "¡Waaagh!" resuenan en sus altavoces a todo volumen. Aunque es muy divertido para un piel verde luchar junto a un Dreadnought, para sus enemigos es terrorífico. Los Dreadnoughts Orkos son el epítome de la ferocidad imparable de la raza piel verde y pueden causar una cantidad monumental de daño. Las modificaciones quirúrgicas y la claustrofobia vuelven locos a sus pilotos, que aprovechan cualquier oportunidad para expresar violentamente su frustración sobre el enemigo.

DescripciónEditar

Aunque con frecuencia varían de forma y tamaño, los Dreadnoughts Orkos siempre tipifican los tres grandes ideales del combate Orko: grande, que dispare y que pisotee. Los Dreadnoughts retumban y hacen un gran estrépito mientras avanzan hacia el enemigo, agitando sus brazos y disparando con sus armas pesadas mientras aniquilan las filas enemigas y cercenan a diestro y siniestro anticipándose a la masacre inminente.

Un Orko con sueños de hacer fortuna de forma rápida a veces comete el error de ofrecerse voluntario para pilotar un Dreadnought. El Orko piensa que una vez que tenga el control de una máquina de metal enorme equipada con las mejores armas, nada podrá interponerse en su camino. Sin embargo, pronto descubrirá que la desventaja de estar encerrado permanentemente en una lata de metal es estar encerrado permanentemente en una lata de metal. Este hecho tiende a enloquecer ligeramente al nuevo piloto, y de ahí que los Dreadnoughts necesiten correr por ahí, aunque sea a expensas de destrozar edificios cercanos.

Los Matazanoz desempeñan un papel relevante en una partida de guerra que incluya Dreadnoughts. Los pilotos de los Dreadnoughts tienen que estar interconectados con los toscos circuitos del propio Dreadnought. Los Chapuzaz no tienen la habilidad necesaria para realizar tal hazaña, y sólo los Matazanoz saben cómo conectar los cables a las áreas adecuadas del cerebro del piloto. No basta con meter al piloto del Dreadnought y esperar acontecimientos (aunque eso no significa que los Orkos no lo hayan intentado). A largo plazo, tanto el Dreadnought como el piloto necesitan atención médica regular ya que los cables tienden a salirse debido a la tensión de la batalla.

A pesar de todo esto, los Dreadnoughts son extremadamente potentes para un ejército Orko. Sus brazos y piernas funcionan mediante un mecanismo de pistones capaz de partir en dos a un humano, atravesar un muro reforzado, o hacer ambas cosas al mismo tiempo. Un Dreadnought puede arremeter contra una escuadra enemiga con impunidad, golpear a sus víctimas mientras sus disparos les rebotan gracias a su grueso blindaje mientras cercena sus filas gracias a sus pinzas y a su zierra. Los pilotos de Dreadnought destacan en demoler y matar cosas, concentrando la ira que sienten por su encarcelación sobre cualquiera que se atreva a acercarse demasiado, mientras desde su interior retumba el grito del ¡Waaagh! a través de la rejilla del piloto del Dreadnought. Esta ira finalmente se calma hasta alcanzar los niveles normales de ansia de sangre Orka cuando su nuevo ocupante logra aclimatarse. Aun así, un piloto de Dreadnought aprovechará cualquier oportunidad para mostrar el poder destructivo de su nuevo cuerpo de metal, aunque sólo sea para sentirse mejor con el hecho de que tiene que comer sus alimentos con una pajita.

Algunos Chapuzaz se obsesionan con construir las máquinas de guerra más pisoteadoras de la raza Orka. Sueñan con liderar hordas de Lataz Azezinaz y Dreadnoughts a la batalla, un ejército de bípodes tan numeroso como las hordas de Guerreroz Orkos que sus Kaudilloz rivales organizan para la batalla. Este talento sólo lo tienen los Chapuzaz Orkos más dotados, los cuales, a menudo, se convierten en renegados ya que su ansia por crear más y más Dreadnoughts acaba por consumir los recursos y habilidad de su tribu. Un ejemplo particularmente famoso hace referencia a la historia de Bugnutz, un Mekániko que desmontó un Karro de Guerra y usó la chatarra para construir tres Lataz Azezinaz para sus leales Kanijoz grazientoz. Por desgracia, el Karro de Guerra pertenecía a "Aplaztador" Kilskarr, Kaudillo de los Ruedaz Enzangrentadaz, al que no le había hecho ninguna gracia. Bugnutz acabó sus días clavado boca abajo en la parte frontal del Karro de Guerra que se vio obligado a construir como sustituto. La historia de Bugnutz sirve de advertencia a los Chapuzaz cuya ambición supera su sentido común (es decir, a todos).

ArmamentoEditar

Un Dreadnought Orko cuenta con dos akribilladorez pezadoz y dos garraz de kombate. Puede cambiar cualquiera de sus akribilladorez por un lanzakohetez, kemakema, mega pipa ezpezial o garra de kombate, y puede incluir Kanijoz ayudantez y/o blindaje adicional.

MiniaturasEditar

  • 5ª Edición.
  • 3ª Edición.
  • 2ª Edición.
  • 1ª Edición.

FuentesEditar

  • Codex: Orkos (4ª Edición).
  • Codex: Orkos (7ª Edición).