Fandom

Wikihammer 40k

Catachán

7.593páginas en
el wiki}}
Crear una página
Comentarios0 Share

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

Malborus mascota guardia transparente.png El Sargento Marlborus Deliar defenderá este artículo con sangre, acero y fe, hasta que se quede sin lho. ¡Pulsa sobre su pictocaptura si no quieres ser su próximo "voluntario" para limpiar campos de minas!

¡Sigue leyendo! ¡Sólo los cobardes retroceden a mitad de artículo!

Catachan
Imperio de la Humanidad
Planeta Catachan wikihammer.jpg
Detalles
Segmentum Ultima
Sector Desconocido.
Subsector Desconocido.
Sistema Catachan
Tipo Mundo Letal
Población 12 millones

Catachán es un Mundo Letal localizado en el Segmentum Ultima.

HistoriaEditar

El hombre ha vivido en Catachán desde antes de lo que los archivos Imperiales puedan tener registrado. Las sondas de exploración de los primeros colonos descubrieron un planeta que parecía engañosamente verde y fértil desde la seguridad de la órbita. Cuando las gigantescas astronaves coloniales aterrizaron, los colonos en su interior despertaron de su hibernación criogénica para verse en uno de los planetas más inhóspitos de la galaxia. 

Catachán es un Mundo Letal, quizás el más hostil y peligroso de todos los Mundos Letales del Imperio. En sus junglas habitan algunos de los depredadores animales y vegetales más peligrosos jamás descubiertos por el hombre. Los primeros colonos sobrevivieron únicamente gracias a su buena suerte, atrincherados en el interior de los restos de sus astronaves, asediados por la jungla viviente que les rodeaba. Sin duda muchos murieron. Sólo los más robustos, rápidos y afortunados pueden sobrevivir en un Mundo Letal.

Los escasos asentamientos del planeta son fortalezas rodeadas por muros naturales de rocas escarpadas, alrededor de los cuales el terreno próximo ha sido limpiado con explosivos para proporcionar campos de fuego sin obstáculos. Aún así, los edificios levantados por el hombre no resisten demasiado en Catachán. Los líquenes pronto enraízan sobre cualquier superficie, segregando un potente ácido que puede destruir incluso las estructuras de construcción más solida. Existen lianas estranguladoras que crecen cientos de metros en una sola noche y cuyo mortífero abrazo puede aplastar un búnker de plastiacero o un tanque como si fueran una cáscara de huevo. Los habitantes de Catachán deben construir y reconstruir continuamente. Allí donde construyen sus asentamientos, la jungla crece más deprisa y actúa cada vez de una forma más violenta y agresiva.

Gi tropas catachan entreno servidor.jpg

Tropas de Catachan en un campo de entrenamiento

Incluso las criaturas salvajes de Catachán parecen conspirar en conjunto contra los humanos, intentando expulsar a los intrusos. Es como si todo el planeta estuviera decidido a deshacerse de la invasión humana, igual que el sistema inmunológico de un ser vivo reacciona ante un virus invasor. Tarde o temprano, los humanos deben abandonar sus hogares y establecerse en otro lugar, empezando de nuevo su lucha contra la jungla.

Los habitantes de este mundo singular son moldeados por una vida de lucha constante. Los niños aprenden a disparar antes que a caminar. Únicamente aquéllos que disparan rápido y con precisión llegarán a adultos. En el exterior de las frágiles cúpulas, el mundo está en guerra contra sus habitantes humanos.

Criaturas feroces como el Diablo de Catachán acechan a los imprudentes, cada planta y cada animal de Catachán es hostil a la vida humana. Todos los animales son carnívoros. Todas las plantas son venenosas. Algunas plantas segregan un polen mortífero que satura el aire y atraviesa los sistemas de filtrado de aire. Otros tipos de vegetación producen una savia pegajosa que inmoviliza rápidamente a una criatura, disolviendo lentamente su piel. Algunos árboles incluso producen venenos con los que contaminan el agua del suelo, matando a las plantas de los alrededores y creando una ciénaga ácida que atrapa a los imprudentes que penetran en ella.

Las criaturas nativas son aún más peligrosas que las plantas. El Diablo de Catachán, un monstruo de múltiples extremidades, cuerpo segmentado y poderosas mandíbulas, es tan grande como un tanque, y es capaz de enfrentarse incluso a las imponentes Marmotas Reptantes de las tierras volcánicas. Pocos humanos llegan a viejos en Catachán, y los que logran sobrevivir más tienen un instinto de auto-preservación sin igual en toda la galaxia.

Regimientos de CatachánEditar

Bolter pesado catachan.jpg

Dotación de bólter pesado de Catachán.

Como todos los mundos del Imperio, Catachán debe suministrar guerreros a la Guardia Imperial. Los habitantes de Catachán viven entre junglas densas y peligrosas, totalmente extrañas para los habitantes de las Ciudades Colmena de los planetas más grandes del Imperio. En las acciones de jungla los Regimientos de Catachán no tienen rival, y la Guardia Imperial reconoce su superioridad en este tipo de combate.

Durante la guerra en las selvas de Epsion Octarius, un Regimiento de Catachán sobrevivió durante casi cuarenta días avanzando por los manglares infestados de Crotálidos hasta llegar a la zona de aterrizaje de la Horda Orka de Grubnak, donde estaban construyéndose los Gargantes Orkos. La ferocidad de la que hicieron gala las tropas de jungla impresionó tanto al Kaudillo Orko del Klan Kráneo de Muerte que ordenó pintar sus Gargantes con el verde de camuflaje y una franja roja alrededor de la cabina, imitando el uniforme de las Tropas de Jungla de Catachán. No se sabe si lo hizo como muestra de respeto hacia sus enemigos, o si esperaba que sus Gargantes consiguieran la ferocidad en combate de las Tropas de Jungla humanas.

Las Tropas de Jungla de Catachán llevan el mismo uniforme de combate de color verde camuflaje que acostumbran a utilizar los habitantes de Catachán. Sus uniformes están totalmente adaptados al sistema de combate móvil de las sofocantes junglas. Complementada con sus pañuelos rojos, esta ropa sencilla pero práctica les sirve de uniforme.

FuentesEditar

Spotlights de otros wikis

Wiki al azar