FANDOM


Mascota Tau guitarra sin fondo Este artículo está bajo los auspicios del Imperio T'au. Ui'Pa'kyr Ri'n, músico de la Casta del Agua, ameniza el ambiente con sus más famosos temas. Pulsa sobre él para que te lleve a la fraternidad de los T'au mientras interpreta "Ay, como la Casta del Agua" de O'Camar'on.

¡Únete ar Bié Zupremo!

Tau join us

Por un Futuro mejor, por el Bien Supremo

El Bien Supremo o T'au'Va (literalmente Bien Supremo en lenguaje Tau) es la doctrina e ideología de los T'au, un sistema por el cual rigen todos los aspectos de su existencia: Su sociedad, su reproducción, su sistema productivo, sus relaciones con los restos de habitantes de la galaxia... Todo está visto por el prisma del Bien supremo, lo que más terrenalmente quiere decir que es a través de los ojos del Etéreo más próximo.

Los T'au rozaron la extinción en su etapa más temprana. El Bien Supremo lo evitó, y no sólo eso, les hizo progresar de manera tan exuberante y sorprendente en un mínimo de tiempo que el Imperio de la Humanidad sigue sin encontrarle explicación. Después de todo, los T'au son una de las razas más jóvenes de la galaxia y ya igualan, ¡O superan incluso! a la mayoría de pobladores.

El Bien Supremo es la máxima de la unión: la vida está dedicada a un fin común, no al propio. No existe individualidad (Pero sí libre pensamiento y libertad), toda existencia T'au nace bajo el Bien Supremo, contribuye a él durante su vida, y muere dejando su labor para los siguientes, quiénes se aprovecharán de sus enseñanzas, sus avances tecnológicos, su diplomacia o su forma de liderazgo. Los T'au díficilmente viven lo suficiente para ver los logros de su propia generación, pero la siguiente se aprovechará de ellos.

La idea T'au no es comunismo. Podría ser similar, pero no es un sistema socialista como podríamos entenderlo, ni mucho menos. A pesar de que desconocemos muchos aspectos de su sociedad, el Bien Supremo es una idea muy cercana a Platón, una idea que a la práctica ha llevado a la raza T'au a especializarse tanto que han logrado especializar sectores de la sociedad para una tarea u otra genéticamente, a base de selección natural mediante reproducción controlada. Esto conforma que la sociedad T'au esté dividida en los cinco clanes que abarcan todas sus necesidades. Y las que no abarcan, lo hacen razas no-T'au que han aceptado sus ideas. Todos contribuyen para un "todos". Según la visión T'au, todos sus logros y avances son exclusivamente obra de su colaboración extrema, la especialización de las castas y la guía espiritual y terrenal de los Etéreos. Los Aun unieron a los antiguos T'au y se autoproclamaron sus líderes naturales. Tal debió ser el aura de autoridad de ésos primeros etéreos, que dos mil años después siguen rigiendo el Imperio sin ningún impedimento, y sin ningun percance en su poder: Un T'au jamás desobedecerá un etéreo, y nunca se planteará su sistema político.

Para cualquier T'au, su sistema de vida es sencillamente perfecto, no hay uno mejor. Y porque es perfecto y acorde con el Bien Supremo, el Imperio T'au se ha autoimpuesto la tarea de guiar a las demás razas y unir a la Galaxia bajo la bandera de un Bien Supremo, alcanzable, lógico y próspero para todos.

El Bien Supremo y las razas no T'au.Editar

Los T'au no pueden abarcarlo todo por sí mismos, tienen limites como cualquier otra especie y civilización. Uno de ellos es, por ejemplo, su carencia (Físicamente y por falta de interés) para el combate cuerpo a cuerpo. Los T'au al iniciar su expansión por la Galaxia y al encontrarse a más vida inteligente siempre han tenido un mismo patrón:

"Únete a nosotros, juntos seremos más fuertes." Así, tras ganarse a los Kroot y éstos ganarse a los T'au, sus guerreros se encargan de la carencia física T'au ¿Por qué preocuparse por una carencia que puede anular la existencia de un aliado incondicional?

También hay razas que no les aportan nada especialmente, pero cuya presencia y colaboración son bienvenidas como seres inteligentes que han aceptado cuál es el régimen más adecuado para el universo. Cualquier raza no T'au que acepte el Bien Supremo, vivirá tal cual vive un T'au, no existe ninguna xenofobia al respecto y son pocos los privilegios que son únicamente aprovechados por los T'au, a excepción del gobierno del Imperio.

Quizás también te interese...Editar

Fuentes Editar