FANDOM


Maestro Administratum 3 El Archiescriba Primuscriptor, mascota del Imperio de la Humanidad, ha marcado este artículo como propiedad del Adeptus Terra. Pulsa sobre él para aprender más sobre los dominios del Emperador.

El conocimiento es poder. Guárdalo bien.

Orkanova orko mascota transparente El Kapitán Orkanova ze pide ezte artíkulo p'a zakarle laz tripaz y guardarlo en zu Piedro Kongelao, porke azí ze zaka unoz piñoz p'a komprar máz dakka. ¡Dale a zu foto p'akzeder a la Kategoría Orka zi no kierez ke zuz Chikoz te uzen para praktikar puntería!

¡Allá vamoz, allá vamoz, allá vamoz! ¡Waaagh!

Primarchs big

Reunión de los Primarcas tras la victoria de Ullanor.

La Cruzada de Ullanor fue un inmenso ataque imperial al imperio Orko del Gran Kaudillo Urrlak Urruk durante la Gran Cruzada, a principios del M31. El mundo capital de este imperio, y el lugar del asalto final, se encontraba en el Sistema Ullanor. La Cruzada incluyó el despliegue de 100.000 Marines Espaciales de las Legiones de los Hijos del Emperador, los Cicatrices Blancas, los Puños Imperiales, los Ángeles Sangrientos, los Devoradores de Mundos, los Ultramarines, la Guardia de la Muerte, los Mil Hijos, los Lobos Lunares, los Portadores de la Palabra y la Legión Alfa, 8 millones de soldados del Ejército Imperial y miles de naves de combate y su personal de apoyo.

La Cruzada de Ullanor marcó el cénit del gran esfuerzo de la Gran Cruzada por reunificar las dispersas colonias humanas. Los Orkos de Ullanor fueron la mayor concentración de Orkos jamás derrotada por el Imperio hasta la Tercera Guerra por Armageddon en el M41.

Tras la victoria, el Emperador regresó a Terra para empezar a trabajar en su vasto proyecto de abrir la Telaraña Eldar para uso y beneficio de la Humanidad. En su lugar al mando de las enormes fuerzas de la Gran Cruzada dejó al Primarca Horus, al que ascendió al rango de Señor de la Guerra y dio autoridad sobre todos sus hermanos Primarcas y todas las Flotas Expedicionarias de la Cruzada. Pero los Primarcas nunca terminaron de aceptar la ausencia del Emperador. Sus dolidos sentimientos ante lo que parecía un abandono de la Gran Cruzada para perseguir un proyecto secreto cuyo propósito no había querido revelar ni a sus propios hijos plantaron la semilla de la corrupción, que terminarían por florecer durante la Herejía de Horus.

HistoriaEditar

El Sector Ullanor estaba controlado por el Gran Kaudillo Orko Urrlak Urruk desde el mundo del mismo nombre. El núcleo central de este imperio era una docena de planetas, originalmente habitados por humanos, quienes habían sido conquistados y esclavizados por los Orkos. Horus empleó su ahora famosa táctica de la "Punta de Lanza" para destruir el imperio Orko eliminando su cabeza. Las Legiones de los Cicatrices Blancas y los Ultramarines, apoyadas por el Ejército Imperial y otras fuerzas como los Titanes del Adeptus Mechanicus, atacaron los planetas exteriores del Sistema Ullanor. Esta ofensiva era un señuelo, aunque fue bastante efectivo. Muchas de las naves Orkas se apresuraron a repeler a los atacantes en los planetas exteriores, dejando el planeta central peligrosamente vulnerable y expuesto al grueso de las fuerzas imperiales en reserva, dirigidas por la Legión de los Lobos Lunares. La flota de esta Legión se dirigió directamente a este mundo central, y más concretamente hacia el palacio-fortaleza de Urrlak.

Imperio emperador luchando

El Emperador en plena batalla

La fuerza principal de ataque dedicada a la captura del planeta capital estaba formada por toda la Legión de los Lobos Lunares, más de 2 millones de soldados del Ejército Imperial, 100 Titanes de los Collegia Titanica (incluyendo los de la infame Legio Mortis). Más adelante, a estas fuerzas se unieron los esclavos humanos liberados de los campos de trabajo Orkos por las tropas invasoras. Este ejército estaba dirigido por el propio Emperador, aunque los registros imperiales no indican qué papel tomó en este combate. Poco se conoce sobre la composición de las fuerzas Orkas. Sin embargo, se sabe que superaban en número a las tropas imperiales 5 a 1.

Ignorando a las masas de pielesverdes, Horus y su Legión atacaron directamente al Gran Kaudillo y a su círculo de mando de Noblez Orkos y Ogretes, dejando al enemigo sin cabeza ni dirección. El ataque se realizó mediante Cápsulas de Desembarco, mientras cañoneras pesadas desembarcaban vehículos blindados imperiales en la zona de batalla. Estas tropas atacaron las defensas del perímetro. Entonces, Horus se teleportó a la base del gran bastión central de Urrlak, la Torre de Ullanor, acompañado de todos los Exterminadores de la 1ª Compañía de élite de los Lobos Lunares. Mientras la mayor parte de los Exterminadores se quedaba rechazando a la horda pielverde que se apresuraba a defender a su líder, Horus se abrió camino hasta la cumbre del gran edificio, acompañado sólo por los 10 Exterminadores de la Escuadra Justaerin del Primer Capitán Ezekyle Abaddon.

En la cima de la Torre de Ullanor estaba una vasta sala del trono donde Horus encontró al Gran Kaudillo rodeado por 40 de sus Noblez más grandes. De inmediato, Horus se lanzó al combate, utilizando sus Garras Relámpago gemelas para desgarrar al enemigo en el cuerpo a cuerpo. Los Exterminadores eran reticentes a disparar en este combate, por miedo a herir a su amado Primarca. Por consiguiente, se lanzaron contra los Orkos con sus propias armas de cuerpo a cuerpo. Finalmente, Horus se abrió camino a través de la guardia personal del Gran Kaudillo, hasta que se encontró cara a cara con Urrlak, un Kaudillo Orko verdaderamente enorme. A pesar del hecho de que Urrlak era un pielverde inmenso e imponente, Horus logró mutilar gravemente al líder Orko en el duelo. Después, lo levantó por encima de su cabeza y lo llevó a las almenas de la Torre de Ullanor, y lanzó la aullante y ensangrentada forma del Gran Kaudillo al suelo, acabando el reinado de Urrlak Urruk en un charco de sangre verde. Cuando Horus regresó a la sala del trono, encontró a todos los Exterminadores y Orkos muertos... salvo uno. El único superviviente no era otro que el ensangrentado Capitán de la 1ª Compañía, Ezekyle Abaddon, rodeado por una gran pila de cuerpos Orkos destrozados.

Con la muerte de su líder, los Orkos comenzaron a luchar entre ellos como es su naturaleza, y la batalla por Ullanor pronto se convirtió en una masacre, pues los Orkos se encontraron atrapados entre los Lobos Lunares que habían penetrado las murallas del perímetro del complejo de la Torre y los Exterminadores supervivientes en la base de esta. El resto del Sector Ullanor fue sometido por las fuerzas de la Cruzada y devuelto al Imperio en ese mismo año, pues el imperio Orko se había fragmentado en cuanto se extendió la noticia de que su señor había muerto y los distintos Noblez se habían autoproclamado nuevos Kaudillos, luchando entre sí por el control.

Triunfo de UllanorEditar

Preherejia desfile ullanor

El gran desfile organizado tras la batalla de Ullanor, que presidieron tanto los primarcas como el emperador.

"Tú eres para mí como un hijo y juntos hemos conquistado casi por completo la galaxia. Ahora ha llegado el momento de que me retire a Terra. Mi trabajo como soldado ha terminado y ahora recae en ti, pues yo tengo grandes tareas que completar en mi sanctasanctórum terrenal. Te nombro Señor de la Guerra y a partir de este día todos mis ejércitos y generales obedecerán tus órdenes como si vinieran de mi propia boca. Pero también tengo palabras de cautela para ti, pues tus hermanos Primarcas son fuertes de voluntad, de mente y de acción. No busques cambiarlos, antes bien usa sus fuerzas adecuadamente. Tienes mucho trabajo por delante, pues quedan aún muchos mundos por liberar, y muchas gentes por rescatar. Mi confianza está contigo. ¡Viva Horus! ¡Viva el Señor de la Guerra!"
El Emperador de la Humanidad, en el Triunfo de Ullanor


No mucho después de que Ullanor fuese recuperado, el Emperador celebró un gran Triunfo para reconocer este punto de inflexión de la Gran Cruzada y honrar a todos los guerreros de la Cruzada, Astartes y mortales por igual, por su valor.

Se sabe que el Adeptus Mechanicus allanó por completo un continente entero, salvo por una colina, construyendo después una inmensa calzada de lado a lado para el desfile, y un gran palco para las autoridades en ese montículo.

La gloria de este triunfante espectáculo, en el que las dispersas fuerzas militares del Imperio se reunieron en un mismo lugar por primera vez en siglos, quedaría en la mente de todos los Astartes como el culmen de la gran empresa que estaban llevando a cabo. Sería un feliz recuerdo en los oscuros días de la Herejía de Horus, después de que Astartes se levantase contra Astartes y Primarca contra Primarca.

Durante este Triunfo, el Emperador proclamó que su amado hijo Horus sería el Señor de la Guerra y el nuevo comandante supremo de la Gran Cruzada, al tiempo que anunciaba su intención de regresar a Terra para trabajar en un proyecto secreto en beneficio de toda la Humanidad. Asimismo, publicó un edicto por el que la Legión XVI, los Lobos Lunares, pasaban a llamarse Hijos de Horus, aunque Horus se resistió a aplicarlo hasta después de la campaña contra el Interex.

FuentesEditar

Extraído y traducido de Wikihammer 40K UK.

  • Index Astartes IV.

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar