Fandom

Wikihammer 40k

Asesino

7.594páginas en
el wiki}}
Crear una página
Comentarios0 Compartir

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

Mecanicus.png

El Adepto Sabiondus, mascota del Imperio del Hombre, protege este saber; pues es parte del Omnissiah. Pulsa sobre él para aprender más sobre los dominios del Emperador.

El Omnissiah sabe todo, comprende todo. Tus visitas honran al Dios Máquina.


"Mis asesinatos son hermosos, una forma de arte más antigua que cualquier pintura o escultura."

Lyra Trix, asesina de la casa nobiliaria de Malfia.

Asesino.png
Los asesinos son expertos en el arte de la muerte, de acercarse a sus objetivos sin ser detectados y poner fin a sus días. Algunos son verdugos de sangre fría que se deleitan derramando sangre ajena, mientras que otros son profesionales consumados que se enorgullecen de su oficio como si se tratase de un arte. Sean cuales sean sus motivaciones, estos individuos son los hombres y mujeres más peligrosos de la Inquisición, y cada uno de ellos es un instrumento ejecutor tremendamente perfeccionado.

DescripciónEditar

En el Imperio el asesinato es una valiosa herramienta que todos utilizan, desde las distintas agencias de los Adeptus hasta los señores del crimen de las subcolmenas; a un asesino profesional nunca le falta el trabajo. Los hay de diferentes tipos, desde los profesionales autónomos y autodidactas, hasta los miembros de órdenes y gremios dedicados a tal empresa.

Hay todo tipo de asesinos, y a menudo suelen ser quienes sus potenciales víctimas menos se esperan. Algunos son brutos matones carentes de sutileza que acaban rompiéndole todos los huesos del cuerpo a sus víctimas, mientras que otros son personas aparentemente corrientes que emplean su conocimiento de bebedizos y venenos para aderezar la próxima comida de sus objetivos.

Asesino fallido.jpg

El precio del fracaso es la muerte.

Existen muchas órdenes, gremios y Cultos a la Muerte activos en el Imperio. Si bien se da cierto elemento de penitencia hacia el Emperador, en las tareas que desempeñan las órdenes son una extensión operativa de algún Adeptus monolítico, o incluso puede que tengan intereses comerciales, por lo que se requiere algún tipo de financiación o diezmo para obtener sus servicios. Lo que casi nadie sabe, ni siquiera los aspirantes que pertenecen a estas organizaciones y cultos semilegales, es que la mayoría (si no todas) son una tapadera para los templos de asesinos que conforman el clandestino Oficio Asesinorum, y que son la cantera donde los maestros de dichos templos reclutan a los individuos más prometedores.

Los miembros de estas órdenes son asesinos sumamente entrenados capaces de lograr proezas muy superiores al alcance de los humanos corrientes. Ya sea miembro de un Culto a la Muerte o de una orden de asesinos, cada uno de estos individuos es un experto en armamento exótico y un maestro de otras artes letales, como el uso de venenos y la elaboración de trampas mortales. Los métodos, actitudes y personalidad de un asesino varían tanto como formas posibles existen de matar a una persona, aunque normalmente se ven muy influenciados por las enseñanzas y la formación recibidas (ya sea de un Culto a la Muerte o una orden de asesinos).

Si un asesino sobrevive el tiempo suficiente dentro de su profesión, y siempre que sus superiores lo consideren digno, se verá sometido sin saberlo a un examen. Este examen consiste en diversas pruebas extremadamente letales, de modo que sólo los más aptos consiguen sobrevivir. Los pocos que consiguen superar las pruebas se convierten en iniciados de los templos del Oficio, aunque ni siquiera en este punto son conscientes de ello (tal es el secretismo en el que se envuelve el Oficio Asesinorum).

Rangos del AsesinoEditar

El listado siguiente intenta detallar los rangos o títulos que puede adoptar un asesino, en orden de importancia decreciente, y dependiendo de la rama de investigación que dicho asesino siga.

Aunque existen algunos títulos cuya importancia se solapa dentro de la jerarquía, estos solo afectan a la respuesta o deferencia que ha de mostrárseles según la situación en la que se encuentren, el cargo de la persona para la que trabajan o el nivel de escalafón dentro de la organización en la que lleven a cabo sus actividades.

Rangos del asesino.png

Asesio palatinoEditar

"Él es el amo, el señor, el mismísimo dios de los asesinos. Si él dice que mates, más te vale obedecer."

Donde hay asesinos siempre hay un asesino palatino. A menudo suelen ostentar el control de grandes gremios del oficio, pues son líderes carismáticos y asesinos de sangre fría.

MagnicidaEditar

"No te dejes engañar por su elegancia. Parece una delicada dama de noble cuna, pero por el precio adecuado podría sacarte el corazón con ese minúsculo tenedor que tiene en la mano."

Los magnicídas trabajan en los estamentos más altos de la sociedad imperial, usurpando contratos y zanjando disputas entre los grupos de los poderosos. Actúan tanto dentro como fuera de las sombras, y se hallan tan cómodos en las salas de fiesta de las grandes cúspides como en las sórdidas calles de los bloques inferiores.

Imperator mortisEditar

"Soy la encarnación de la muerte."

El imperator mortis es la personificación de la matanza elegante, un ángel de la muerte con el que pocos pueden rivalizar.

AniquiladorEditar

"Mató una y otra vez, y el muy bastardo no perdió la sonrisa de su rostro en un solo momento."

El aniquilador lleva la filosofía del adepto de la muerte un paso más allá, paladeando el acto del asesinato, disfrutando el momento casi religioso en que arrebata la vida a sus víctimas.La extinción de una vida ajena es lo único que le llena de propósito, agita su espíritu y llega hasta su alma.

Asesino fantasmaEditar

"Creí que se trataba de Ferstin, que venía a relevarnos; al menos hasta que le pegó un tiro en la cara a Jyanus. Luego resultó que Ferstín llevaba días muerto."

Un Asesino fantasma es un infiltrador, experto en el arte del disfraz y el engaño. Sus tácticas consisten en confundir a sus enemigos y crispar sus nervios mientras se acerca para asestarles el golpe de gracia.

Adepto de la muerteEditar

"Tus gritos son música para mis oídos, y tu sangre es vino para mi paladar."

El adepto de la muerte considera que matar es una forma de arte, y se prepara hasta alcanzar la perfección de la elegancia marcial y la muerte. Muchos de estos asesinos dejan de matar por dinero o por voluntad de sus amos y pasan a deleitarse con la propia pureza de la muerte en sí.

AsesinoEditar

"Creo que lord Varan necesita una cura de humildad: puede que sea el momento de presentarle a nuestro mutuo amigo."

El asesinato es una constante en todo el Imperio y está aceptado como instrumento político en innumerables mundos. El régimen absolutista de muchos gobernadores planetarios suele imponerse mediante el uso indiscriminado de asesinos contratados.

Acechador invisibleEditar

"Ni siquiera nos dimos cuenta de que estaba allí hasta que empezaron los gritos; y claro, para entonces ya era demasiado tarde..."

Acostumbrado a trabajar en solitario, el acechador invisible es un experto en infiltración y sigilo capaz de llegar hasta donde otros no pueden y de hacer lo que otros no se atreven.

Halcón nocturnoEditar

“Jamás ha visto el sol, ni conoce la piedad. Supongo que una asesina como ella no necesita ninguna de estas dos cosas."

Muchas culturas temen a la noche, y estos asesinos son una de las razones que justifican tal miedo. Los halcones nocturnos atacan desde la oscuridad con máxima eficacia, dejando tras de sí un rastro de muerte y de pánico.

Sombra furtivaEditar

"Los mató a todos con una única bala, sin desperdiciar munición, sin armar jaleo. Y luego se fundió con las sombras, como si nunca hubiera estado allí."

Las sombras furtivas son profesionales competentes cuyas habilidades sobrepasan a las de los simples asesinos callejeros. Su objetivo es refinar su oficio hasta convertirlo en una forma de arte, perfeccionando así sus sangrientas habilidades y ocupando sus mentes con un desapasionado afán de matar.

Acero de alquilerEditar

"Dos en la cabeza te garantizan una pieza."

En el Imperio hay multitud de hombres y mujeres dispuestos a cometer asesinatos por un módico precio. Algunos incluso tienen la habilidad necesaria para cometerlos con éxito.

FuentesEditar

  • Dark Heresy - Libro Básico (RPG).

Spotlights de otros wikis

Wiki al azar