Fandom

Wikihammer 40k

Adepto

7.594páginas en
el wiki}}
Crear una página
Comentarios0 Compartir

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

Mecanicus.png

El Adepto Sabiondus, mascota del Imperio del Hombre, protege este saber; pues es parte del Omnissiah. Pulsa sobre él para aprender más sobre los dominios del Emperador.

El Omnissiah sabe todo, comprende todo. Tus visitas honran al Dios Máquina.


Anciano erudito.png

Erudito Anciano con Servocráneo.

"En realidad es muy sencillo. Si ubicamos el significante en esta posición de aquí, el resto del código se descifra solo."

Erudito Gabel Troken, Librarium Centris, Scintilla.

Los Adeptos son eruditos cultos e instruídos, o al menos esperan serlo algún día. Hablan varios idiomas y poseen muchos conocimientos por lo que a menudo son el cerebro del grupo en el que se ubique. No se les da muy bien combatir, y algunos ni siquiera saben cómo tratar con la gente. Sin embargo, en lo tocante al campo de la mente nadie puede compararse a ellos.

DescripciónEditar

Adepto del Administratum wikihammer.jpg

Adepto del Administratum

El Administratum es una organización inmensa y monolítica, la mayor y más poderosa de todas las divisiones que conforman el Adeptus Terra. Se dice que el Adeptus Terra es el mecanismo que mueve al Imperio y el Administratum es la grasa y el aceite que lo lubrican y le permiten funcionar con fluidez. Sin el Administratum, los engranajes del Adeptus Terra se bloquearían con un chirrido y el Imperio se desmoronaría.

El personal del Administratum está formado por miles de millones de funcionarios, la mayoría de los cuales son profesionales de distintas categorías en diversos campos de especialidad. Muchos de ellos ostentan cargos hereditarios que se transmiten de generación en generación. Tales son las dimensiones del Administratum que se tiene constancia de departamentos enteros perdidos en un océano de compleja burocracia para luego resurgir siglos depués. Muchas de las divisiones fundadas en el pasado aún continúan desempeñando sus funciones de una manera dogmática, puesto que su propósito original desapareció largo tiempo atrás.

La mayoría de los Adeptos que trabajan duramente en el interior de gargantuescas salas abovedadas, en archivos olvidados o sentados en antiguos motores lógicos de lectura de pergaminos están considerados como individuos cultos e ilustrados para la norma imperial. Van desde los bibliotecarios estudiosos que han pasado toda la vida en los polvorientos confines de salas de archivo atestadas de manuscritos, hasta los jóvenes eruditos ávidos de conocimiento y con suficiente ambición como para pretender llegar a lo más alto de la bulliciosa jerarquía del Administratum.

Los Inquisidores y sus agentes suelen necesitar de los servicios de estos académicos, archivistas, procuradores, escribas, logistas, traductores y toda suerte de especialistas en el campo del estudio y el saber.

Los Adeptos se implican en los asuntos de los Inquisidores por diversos motivos: algunos ya están al servicio de la Inquisición, mientras que otros se topan involuntariamente con sus agentes durante pesquisas inquisitoriales. La mayoría, sin embargo, son trasladados temporalmente desde sus cargos en el Administratum.

Para un anciano erudito, acostumbrado a una rutina estricta y dogmática, pasar al servicio de un inquisidor resulta una experiencia inquietante.

Algunos se muestan reacios, pero lo ven como un deber de gran importancia que deben cumplir. Otros pueden sentirse ofendidos y declaran que únicamente sirven al inquisidor por miedo a perder su cargo, y no por el sentimiento idealista de salvar el Imperio. Pero no todos reaccionan negativamente: algunos adeptos (normalmente los más jóvenes) lo consideran una oportunidad, una posibilidad entre mil de abandonar la imperiosa estructura del Administratum para satisfacer sus curiosidad y saciar su sed de conocimientos.

Durante las investigaciones del campo, los Adeptos no suelen ir armados más que con una pistola automática: la potencia de fuego es competencia de otros. Su labor se limita a ofrecer consejos tácticos, descifrar códigos, confirmar la existencia de datos de PCE y asesorar sobre los rituales y costumbres locales. Aunque su lugar no está en primera línea de combate, no resulta menos esencial ni peligroso. Mientras los demás acólitos recurren a las armas y a los poderes psíquicos para asegurar una cripta de datos bien defendida, alguien tiene que descargar y descifrar los datos del terminal en pleno combate.

Aunque pueda parecer que los Adeptos son más dóciles e inofensivos que otros tipos de acólitos, la realidad es que poseen acceso a una de las armas más poderosas del 41º Milenio: el conocimiento.

Rangos del AdeptoEditar

El listado siguiente intenta detallar los rangos o títulos que puede adoptar un Adepto, en orden de importancia decreciente, y dependiendo de la rama de investigación que dicho Adepto siga.

Aunque existen algunos títulos cuya importancia se solapa dentro de la jerarquía, estos solo afectan a la respuesta o deferencia que ha de mostrárseles según la situación en la que se encuentren, el cargo de la persona para la que trabajan o el nivel de escalafón dentro de la organización en la que lleven a cabo sus actividades.

Rangos Adeptus.png

Rangos del Adepto

SabioEditar

Artículo principal: Sabio

"Dicen que ni siquiera los misterios de la Estrella Tirana están fuera del alcance de la mente de un sabio."

Muy pocos secretos siguen siéndolo durante mucho tiempo para la mente de un sabio.

MagísterEditar

"Si hay algo peor que un psíquico, es un psíquico que lo sepa todo."

Los magíster poseen una comprensión innata de la naturaleza de la galaxia, así como del lugar que ocupa el hombre en ella. Mediante el estudio de estos conocimientos prohibidos son capaces de liberar poderes ocultos.

LogistaEditar

"Según las reflexiones del logista veritas, la ciudad debe ser arrasada. Esto soluciona tanto el problema del crimen como el de la industria de una manera elegante. ¿Cómo? No, me temo que el plan ya se ha puesto en marcha. Usted dijo que quería una solución inmediata..."

Los logistas aplican sus fenomenales poderes de razonamiento y lógica a los problemas más difíciles, diseccionando todo dilema con el afilado escalpelo de su intelecto.

AuditorEditar

"Deja de mirarle asi, muchacho. Mirar fijamente a un auditor no es propio de archivistas como tú. Si, ya sé que tiene dos cerebros. Pero tú también los necesitarías si tuvieras que trabajar como él."

Los auditores dirigen el flujo de información que pasa a través de Administratum, extrayendo hechos aparentemente inconexos del océano de conocimientos y utilizándolos para idear soluciones magistrales y astutos planes de ataque.

Maestro del SaberEditar

"Cuando comprendas los secretos del universo, te comprenderás a ti mismo."

Los maestros del saber han alcanzado un nivel de comprensión tan extenso de la galaxia que han tenido que desviar su atención hacia su propio interior para estudiar los misterios del alma humana.

LexógrafoEditar

"Los lexógrafos son tan listos que se pueden inventar palabras sin que nadie les diga que son unos ignorantes."

Los textos en gótico clásico y escritura con patas de araña que se custodian en templos, santuarios y archivos contienen todo el conocimiento del Imperio. Los lexógrafos son los guardianes y conservadores de estas palabras sagradas.

EruditoEditar

"Se acerca el erudito Dharkins, ¡Inclina la cabeza! Fue él quien erradicó las plagas de tos flemática y viruela pavorosa.Incluso se rumorea que ejerce de asesor del consejo de la colmena. ¡Sólo el Trono sabe dónde estaríamos ahora de no haber sido él!"

Un erudito se halla en el apogeo de sus poderes; es un adepto sabio, culto y capaz de obtener resultados de la todopoderosa maquinaría del Administratum. Mientras eviten enzarzarse en irritantes debates teóricos y disputas internas, los eruditos pueden llegar a ser individuos muy poderosos y respetados.

QuirurgoEditar

"Esos quirurgos son gente rara, rara. Ten cuidado si se ofrecen a rajarte gratis. Esa forma que tienen de mirarte mientras rebuscan entre tus tripas... como si fueras un cruce entre un experimento y su almuerzo."

Los quirurgos investigan los secretos del cuerpo humano, estudian las criptas cavidades del corazón, los enigmas de la carne y el hueso, y desde luego los húmedos misterios grises del cerebro.

DictanteEditar

"Si tienes pensado ahondar en alguna materia concreta, procúrate los servicios de un dictante. Si hay algo que ellos no sepan, sin duda lo averiguarán para ti. Y si tampoco consiguen averiguarlo... es que no te corresponde a ti saberlo."

Los dictantes son miembros de confianza del Administratum que han sido iniciados en algunos de sus secretos más profundos. Ni siquiera el saber de otros Adeptus escapa a su escrutinio.

EscribaEditar

"Siempre viene bien contar con un escriba. El conocimiento puede suponer la diferencia entre la vida y la muerte, sobre todo si mandas al escriba en primer lugar..."

Los escribas son manantiales de conocimientos, expertos en el intrincado arte de extraer información de todo tipo de fuentes. Muchos albergan el temor oculto de que jamás llegarán más alto en la jerarquía del Administratum, y por ello suelen estar ansiosos por correr cualquier riesgo que les proporcione alguna ventaja.

AmanuenseEditar

"Dharkins, tus iluminaciones son verdaderamente rabelianas. Tienes un futuro prometedor; pero no aquí."

Los amanuenses se han abierto camino penosamente hasta ascender a cargos de confianza, donde incluso puede que tengan que trabajar directamente con pergaminos, libros y placas de datos. Y claro, también son los que más abusan de los archivistas, como está mandado.

ArchivistaEditar

"¡Que el Trono te lleve, muchacho! ¡Tráeme esos libros antes de que te arranque la piel y los encuaderne con ella!"

Los archivistas se encargan del mantenimiento de los manuscritos y de asistir a los sabios, mientras corretean entre tambaleantes estanterías y criptas de datos aprovechando la minima oportunidad para escaquearse del servicio.

FuentesEditar

  • Dark Heresy - Libro Básico (RPG).

Spotlights de otros wikis

Wiki al azar